Campaña: Negar el aborto y los derechos sexuales y reproductivos es violencia

En el marco de los 16 días de activismo contra la violencia de género que se inicia el 25 de noviembre “Día Internacional de la Eliminación de la Violencia” y hasta el 10 de diciembre “Día Internacional de los DDHH”, Corporación Humanas y la Mesa Acción por el Aborto en Chile lanzan campaña “Negar el aborto y los derechos sexuales y reproductivos ES VIOLENCIA”, con el fin de develar que la falta de acceso a la prestación e información sobre el derecho a la interrupción voluntaria del embarazo, es constitutiva de violencia.

Desde su promulgación, hemos constatado que no existen campañas públicas que informen a las mujeres, niñas adolescentes y personas gestantes, así como a las comunidades,  sobre la ley de aborto en tres causales, que la pandemia develó  aún más complicaciones  en el acceso a la prestación de las que existían antes del COVID19 y que hubo error en la entrega de anticonceptivos. 

Además, centramos la campaña en el debate constitucional  bajar el contenido al derecho a decidir, aterrizándolo:  la maternidad debe ser voluntaria (y sin acceso al aborto legal no existe esa voluntariedad).

Un reciente encuesta de Corporación Humanas y el Observatorio de Género Equidad 2020 da cuenta que el 83% de las mujeres encuestadas se siente discriminada en el ejercicio de su libertad sexual y un 79% de las mujeres encuestadas considera que se debe incluir el derecho de las mujeres a la salud sexual y reproductiva en la Nueva Constitución.

Datos del Monitoreo Social de la Mesa de Acción por el Aborto en Chile, han detectado problemas de acceso al aborto antes del COVID19: con la inexistente información pública a la ciudadanía, la  falta de capacitación de los equipos de Salud (salvo duplas IVE) y la objeción de conciencia como una limitante al derecho a elegir de las mujeres.